Logotipo

Corales de la Isla Ofu

Texto: Miguel Haro y Viorica Birgaoanu

Fotografias: NPS photo - Eva DiDonato(Identified by Charles Birkeland) y NPS photo - Larry Basch


 

 

Las modificaciones medioambientales que la biosfera del planeta esta sufriendo  como consecuencia de su propia evolución, y principalmente por la intervención humana con la emisión de gases de efecto invernadero, entre otras, hacen que los parámetros ambientales tornen a lecturas no favorecedoras para la vida de los corales. 

Acropora tenuis

Las altas temperaturas, la modificación de la luz, la acidificación de los océanos por las crecientes emisiones de dióxido de carbono, producen el ya conocido blanqueamiento de los corales, su muerte. Los corales  obtienen su alimento atrapando el plancton que se encuentra en suspensión  en las aguas de los océanos. Gran parte de ellos tienen función fotosintética que realizan en simbiosis con unas pequeñas algas llamadas Zooxantelas que viven en el tejido del coral.

Las Zooxantelas reciben del coral nutrientes esenciales y transfieren hasta un 95% de su producción fotosintética (energía y nutrientes) al coral. Sin embargo cuando los distintos parámetros varían sensiblemente, los corales sufren tensiones como consecuencia del aumento de la temperatura del agua, altos niveles de luz ultravioleta, turbidez, salinidad anormal, alta sedimentación y contaminación en general. Como consecuencia de ello pueden degenerar y perder las zooxantelas de los tejidos y el color que les proporcionan, tornándose pálidos y blanquecinos, causando su muerte.

En las aguas cálidas y turquesas de un rincón del Pacífico Sur, un equipo de científicos espera descubrir el secreto para salvar a los corales del mundo, se trataría de identificar las claves de la resistencia que los corales de la isla de Ofu presentan a los cambios de temperatura, como consecuencia aparente de su composición molecular y genética.

Encontramos la isla Ofu en  el océano pacifico sur, dentro del archipiélago polinesio  de Samoa. La isla Ofu se haya en la parte oriental del conjunto de islas, perteneciente a los Estados Unidos y forma parte de un parque nacional en el territorio estadounidense de la Samoa Americana. Esta compuesto por tres islas,: Tutuila , Ofu Olosega y Ta'u . Su clima es  tropical, con una estación lluviosa que abarca los meses de noviembre hasta abril, y una temperatura media anual en torno a los 26ª Cº. Sus principales atractivos son su bosque lluvioso y los arrecifes de coral de la isla de Ofu de fácil acceso. Sin embargo la principal finalidad es la conservación de los recursos naturales, únicos de Samoa. Este parque esta compuesto por un total  de 10.500 acres (4.200 ha), de los cuales 7.970 acres (3.230 hectáreas) son tierra y 2.550 acres (1.030 hectáreas) son aguas (fuente: Wikipedia, la enciclopedia libre).

Las aguas del parque son claras y cálidas, con una gran diversidad de poblaciones de corales y peces. Más de 200 especies de coral se contemplan en el territorio, lo que representa aproximadamente un tercio de todas las especies que se encuentran en toda la región del Indo-Pacífico. Los géneros dominantes son Montipora y Porites, seguido por La Pavona, Pocillopora, Psammocora y Acropora.

Porites cylindricaStephen Palumbi, director de la Estación Marina Hopkins de la Universidad de Stanford, en Estados Unidos, lidera la expedición que investiga en estos momentos  los arrecifes de la isla Ofu. En declaraciones a BBC Mundo ha señalado lo siguiente:
Estos corales parecen ser resistentes al aumento de temperatura que está diezmando arrecifes en otras partes del planeta.
"De hecho, a pesar de que viven en hábitats expuestos a altas temperaturas, los corales siguen creciendo más rápido que especies similares". "Aún no sabemos por qué responden en forma diferente. Podría ser que tengan algas simbióticas más resistentes o que los propios corales sean la clave".
"Tal vez al estar sometidos a pequeñas variaciones de temperatura adquieren gradualmente resistencia. La otra posibilidad es que los corales hereden de sus padres genes que les permitan una mayor tolerancia. Lo que intentamos identificar en estos momentos es precisamente si la resistencia es genética o puede ser adquirida".
Para evaluar la resistencia de los corales en la isla Ofu, Palumbi utiliza lo que denomina  "tanques de estrés", pequeños acuarios portátiles vinculados a un laptop y controlados por un programa que regula la temperatura del agua con gran precisión.
"Sometemos a corales de diferentes lugares a un estrés térmico para determinar que resistentes son", señaló el investigador de la Universidad de Stanford.
"Imitamos las condiciones naturales en la isla Ofu, donde el agua llega a alcanzar 34 grados centígrados durante tres horas al día. La mayoría de los corales no lograrían sobrevivir a estas temperaturas".
"El cambio climático ya está sucediendo y alterará el mundo que nos rodea. Dependemos de ese mundo viviente en formas a veces invisibles. Nos provee el oxígeno que respiramos, los peces que comemos, el turismo, la protección de olas y tormentas", dijo Palumbi a BBC Mundo.
"La forma de detener el cambio climático ya es bien conocida: reducir las emisiones de CO2. Pero la voluntad para hacer esto aún no está presente en el mundo. Hasta que eso suceda tenemos que aminorar el declive en el mundo viviente para que ecosistemas como los arrecifes tengan una oportunidad de sobrevivir".
"No sabemos si los corales resistentes que encontramos hoy estarán muertos al día siguiente, pero si no los encontramos ahora, jamás sabremos cómo protegerlos".


Opiniones de los usuarios

elpeixet

Viernes, 23 Noviembre 2012 Valoración 5 / 5Valoración 5 / 5Valoración 5 / 5Valoración 5 / 5Valoración 5 / 5
Muy interesante la verdad, parece mentira como cada especie de coral está reaccionando de forma distinta al cambio climático.
Enviar comentario